Incongruencia en la “izquierda” liberal

Por Juan Reséndiz

Comment

Boletín Digital

“Profundamente neoliberal. Agresiva. Conculca los derechos conquistados por los trabajadores”. De esta forma definen partidos como el PRD la iniciativa de reforma a la ley del trabajo –LFT- presentada por Calderón. Junto con ello el PRD encabezó una serie de acciones que culminaron con la postergación de dicha propuesta en la Cámara de Diputados. Se dicen orgullosos de haber entorpecido se consumara esta contrarreforma. Sólo que la realidad se encarga de ubicarlos en otro sitio.

La postura del PRD es oportunista. Ante el giro hacia la derecha del PRI y el PAN, pero sobretodo ante la presencia de AMLO y su nuevo partido que busca situarse a su izquierda, el PRD se vio presionado a ocupar ese espacio y presentarse ante los ojos de los trabajadores como defensor de sus derechos.

En noviembre de 2011 el PRD aprobó en el DF un decreto con 330 criterios procesales a través de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje (JLCA) que imponen más requisitos y regulaciones para los emplazamientos a huelga, al registro de nuevos sindicatos y la demanda de titularidad de los contratos colectivos, así como para conceder tomas de nota y realizar recuentos sindicales. Estos criterios fueron elaborados por Tomás Natividad, de la agrupación empresarial Coparmex, y significan la aplicación por la vía de los hechos de una contra reforma laboral. Según analistas, se trata del golpe más duro asestado al movimiento obrero en los últimos tiempos y es violatorio de la LFT, de los convenios en materia de derechos humanos y del convenio 87 sobre libertad sindical de la OIT.  El objetivo del decreto es blindar los contratos colectivos de protección patronal. De acuerdo con los laboralistas Arturo Alcalde y Alfonso Bouzas, en la  capital del país el 90 por ciento de los contratos colectivos de trabajo, más de cien mil registrados ante la JLCA, son de protección. (Proceso 1833. 18/12/11).

Además, el gobierno capitalino se distingue por violar constantemente la LFT y por ultrajar los derechos de los trabajadores. En el Distrito Federal la ley laboral es letra muerta frente a prácticas que en nada se diferenciarían a las aplicadas por Calderón. El gobierno capitalino es líder en impulsar y ocupar los servicios de empresas  outsoursing.

Si el proyecto de Calderón propone trabajo por hora, el PRD pretende acabar con todo tipo de relación laboral. En las oficinas del Gobierno del DF los trabajadores de planta cada vez son menos porque son suplantados por trabajadores de honorarios, becarios y de servicio social. Y lo más patético, trabaja en nuevas categorías como la de los “monitores”, que ya no son considerados trabajadores y que no devengan un salario sino que reciben una “ayuda” mensual.

AMLO y las maquiladoras

AMLO, que en el cenit de la lucha contra la ley guardó silencio y sólo amenazó con realizar amparos contra la reforma laboral, es en este terreno también neoliberal. Como gobernante del DF fincó las relaciones anti laborales que cosechó Marcelo Ebrard. Ambos generaron una sociedad de castas dentro de la administración pública capitalina.

Desde  2006 “El Peje” se manifestó por impulsar las maquiladoras, corazón o columna del neoliberalismo.  “Pondremos en práctica un programa integral en las ciudades fronterizas que fomente la industria maquiladora, mediante una política de atención directa que ofrezca incentivos y aproveche la cercanía con el mercado más grande del mundo”, escribió en “50 compromisos para recuperar el orgullo nacional.”

Los maquiladores son subcontratistas de consorcios internacionales. Más del 90 de los insumos que utilizan son de importación, de ahí que sea nulo su papel como agente catalizador del desarrollo nacional.

Las maquiladoras son fábricas donde se sobreexplota la mano de obra porque no otorgan estabilidad laboral, sus jornadas son largas, los salarios bajísimos y son pésimas las condiciones de trabajo. Carecen de prestaciones o son mínimas. Se caracterizan por ser altamente contaminantes. Pero son las fábricas por las que clama el tabasqueño.

Deja un comentario

%d personas les gusta esto: