Piden dos senadoras y siete congresistas de EU que intervenga su gobierno para que se libere a Nestora

El Sur

058be5_cf6ea4d7098e43daae267cdf9753b1d3.jpg_256

Publicado en El Sur

*A Salgado García se le agregaron nuevos cargos con base en cargos que ya fueron desechados por los tribunales federales, denuncian. Las autoridades del estado de Guerrero no han demostrado preocupación por su bienestar ni han llevado el debido proceso legal, acusan

Redacción

Acapulco

Dos senadoras y siete congresistas de Estados Unidos urgieron al jefe del Departamento de Estado, John Kerry, su atención inmediata al encarcelamiento de la coordinadora de la Policía Comunitaria de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC) en Olinalá y ciudadana estadounidense, Nestora Salgado García. Lo exhortaron a que haga los esfuerzos necesarios para llegar a un acuerdo que asegure que sea liberada y regrese a la seguridad de su familia en Washington. Expusieron que han monitoreado de cerca su encarcelamiento y comprobaron que sus derechos humanos fueron abusados seriamente desde su detención el 21 de agosto del 2013, porque las autoridades de Guerrero no han realizado el debido proceso legal, le negaron el acceso a los medicamentos que requiere por la neuropatía que padece, y está en aislamiento, lo que ha incrementado sus malestares y está siendo tratada por depresión. El documento en el que subrayan que Salgado García actuó legalmente con base en la larga tradición de los grupos de autodefensa y los tribunales federales de México lo han reconocido, fue firmado por las senadoras Patty Murray y María Cantwell, los congresistas Suzan DelBene, Jim McDermott, Rick Larsen, Denny Heck, Derek Kilmer y Adam Smith (quien encabeza el movimiento), todos por Washington, y Juan Vargas por California. La misiva también fue dirigida al embajador de Estados Unidos en México, Anthony Wayne. En el documento enviado a John Kerry el martes, los legisladores estadounidenses le solicitan su inmediata atención y explican que la coordinadora fue detenida hace más de un año, el 21 de agosto de 2013, bajo cargos relacionados con su liderazgo en la Policía Comunitaria indígena de su ciudad natal de Olinalá, Guerrero, que el estado de Guerrero tiene una tradición establecida de reconocimiento legal a esos grupos, y uno de estos la eligió para representarlos. Contaron que primero fue acusada de secuestro agravado que es un delito manejado usualmente por el sistema judicial local, pero ella fue transferida inmediatamente a un penal de máxima seguridad en Nayarit, donde ha permanecido sin un juicio, y que hasta hace muy poco las autoridades mexicanas le habían negado el acceso a su abogado y sigue sin conocer en persona a su equipo de defensa, además de que su defensa es mucho más complicada porque está en una prisión remota de alta seguridad que sólo le concede reuniones muy cortas. Agregan que hay varios acontecimientos recientes que requieren la atención inmediata al caso porque el 3 de abril un juez federal mexicano desechó los cargos criminales, confirmó que sus actos como líder autorizada de la Policía Comunitaria fueron legales, y ordenó su liberación inmediata de la prisión federal, pero la corte del estado no ha respondido al juez ni a la defensa. Sin embargo, han sido capaces de confirmar que Nestora Salgado continúa presa y se agregaron nuevos cargos con base en los hechos que ya fueron desechados por los tribunales federales. “Los tribunales estatales han privado a la señora Salgado del debido proceso al negarse a considerar los movimientos de la defensa de la señora Salgado. De hecho, han pasado de largo con todos los plazos legales para responder”, señalaron. Aseguraron que están muy consternados por las condiciones de detención de Salgado García, que sufre de neuropatía en sus manos y pies y durante todo el tiempo que lleva recluida le han negado el acceso a los medicamentos y ejercicios adecuados que requiere, por lo que el entumecimiento y dolor de su enfermedad se han intensificado con su aislamiento, además de que su abogado reporta que también está siendo tratada por depresión. Agregaron que el apoyo de la comunidad para Nestora Salgado ha seguido creciendo en Estados Unidos y México, en mayo sus familiares y amigos organizaron una marcha en Seattle, en Nueva York, Los Ángeles y a lo largo de Guerrero, además de que su familia ha realizado conferencias de prensa y han trabajado activamente para generar cobertura periodística nacional e internacional. También mencionaron que representantes del gobierno federal mexicano han expresado que están profundamente consternados por su encarcelamiento, en junio la visitaron y produjeron un reporte de sus condiciones de detención, las irregularidades en su caso, las violaciones y la destacada violación a su debido proceso, por lo que acordaron un grupo de trabajo con el gobierno de Guerrero para discutir los términos para su liberación y la de otros líderes de la policía comunitaria. Sin embargo, por la falta de avances en las reuniones con el procurador del estado, Iñaky Blanco Cabrera, el grupo está presionando para reunirse directamente con el gobernador, Ángel Aguirre Rivero, para llegar a un arreglo y asegurar su liberación. Finalmente, urgieron a John Kerry que emplee los recursos del Departamento de Estado para asegurar la liberación de Nestora Salgado porque las autoridades del estado de Guerrero no han demostrado preocupación por su bienestar ni han llevado el debido proceso legal, por lo que buscan que su apoyo logre una conclusión diplomática en esta larga batalla para que pueda regresar a la seguridad de su familia en el estado de Washington.

Deja tu comentario