• Boletín Digital

    BOLETIN DE PRENSA. Agresiones a normalistas de Michoacán

    BOLETIN DE PRENSA

    Ciudad de México, 23/10/2012
    • Estudiantes de las normales de Tripetío y Cherán, Michoacán exponen testimonios sobre los actos de tortura que sufrieron en el operativo del pasado 15 de octubre
    • Anuncian también que se han presentado 9 denuncias penales ante la PGR por los delitos de tortura, abuso de autoridad y abuso sexual
    • Sus abogadas señalaron que acudirán ante el Comité contra la Tortura de las Naciones Unidas mediante una comunicación formal la próxima semana

    Tras el operativo del pasado 15 de octubre comandado por fuerzas policiales estatales y federales en contra de las normales de Tiripetío, Cherán y Arteaga para desalojarlas por la fuerza, estudiantes de esas normales denunciaron públicamente que durante los traslados y antes de la presentación ante el Ministerio Público estatal sufrieron vejaciones, tratos crueles, tortura y en los casos de las compañeras educadoras abusos sexuales.

    Existen testimonios y pruebas médicas, fotográficas que acreditan la implementación de tratos crueles, inhumanos y degradantes durante las detenciones, así como la implementación de torturas durante el traslado de los detenidos, y actos de abuso sexual a mujeres normalistas detenidas, con estas pruebas el pasado 19 de octubre, se presentaron 9 denuncias ante la Procuraduría General de la República en sus oficinas de Morelia por que esta autoridad federal investigue todos los delitos que se cometieron en el operativo.

    En la presentación de las denuncias penales, se señalo también que las compañeras estudiantes de la Escuela de Educadoras sufrieron abusos sexuales por parte de los policías estatales y federales, sólo que hasta el momento no se han presentado las denuncias porque están “brindando el acompañamiento psicológico” necesario para que puedan denunciar los hechos.

    También se señaló que en las inmediaciones de la escuela normal de Tripetío fueron encontrados “documentos y objetos personales” de varios de los policías que participaron en el operativo lo que facilitaría la identificación de los elementos responsables de los actos de tortura y abuso sexual.

    Además se presentaron fotografías de lo policías Estatales y municipales tras realizar daños a las instalaciones, mobiliario y equipo de la Escuela Normal Rural de Tiripetio, lo cual consta en un acta de la notaria publica No. 153 del Estado de Michoacan, documento en el que se cuantifican los daños ocasionados, además del robo en los dormitorios de los estudiantes normalistas.

    Señalaron que cuando menos hasta el día de hoy se ha logrado identificar a una persona que resultó con herida de bala como consecuencia de esos hechos violentos y a quien han logrado identificar como Francisco Gembe Valencia quien tampoco ha denunciado por temor a represalias, pero cuyo testimonio se entregará ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos.

    Las abogadas que asesoran a los normalistas, Miriam Pascual y Karla Micheel salas informaron que desde el día de hoy iniciarán las comparecencias y testimonios ante la CNDH, en especial ante el Mecanismo Nacional para prevenir y Sancionar la Tortura, como mecanismo especializado encargado de verificar los actos que se están denunciando, en espera de que se pueda acreditar en el corto plazo la responsabilidad de los policías estatales y federales que participaron en los hechos.

    Por último señalaron las abogadas que la próxima semana enviarán una comunicación al Comité Contra la Tortura de las Naciones Unidas en el marco de la comparecencia del Gobierno Mexicano frente a esa instancia el 31 de octubre, a efecto de que puedan solicitar información urgente a los representantes del estado Mexicano sobre los hechos ocurridos el 15 de octubre.

    Es importante señalar que los ocho presos normalistas David Silva, Agustin Arias, Agustin Millan, José Guadalupe Olivares, Alfredo Gonzáles, David Carrillo, Sergio Olivares, Juan Ivan Ceja, son integrantes del Comité Ejecutivo Estudiantil, máximo órgano de la Escuela Normal Rural de Tiripetio, por lo que consideran que su calidad encuadra en la característica de “presos de conciencia” la cual establece según Amnistía Internacional, es una persona encarcelada a causa de sus creencias o de su origen étnico, sexo, color, idioma, origen nacional o social, situación económica, nacimiento u otras circunstancias, siempre que tales personas no hayan recurrido a la violencia ni propugnado su uso.

    Pues uno de los delitos que se les imputa denominado sedición, es de naturaleza netamente política e históricamente se ha utilizado para criminalizar a activistas y luchadores sociales.

    Published by:
  • Boletín Digital

    Monsanto y el imperialismo norteamericano

    Por Javier Gálvez

    En Junio del presente año fue derrocado el gobierno de Fernando Lugo en Paraguay, cuando se creía que esa nación hermana ya había superado las etapas de autoritarismo y represión por parte de los intereses norteamericanos. Pero si pasaron los gobiernos represores apoyados por el Imperio del norte, se impusieron en esta ocasión los intereses de los grandes consorcios capitalistas, que no vacilan en matar de hambre, como antes los Estados autoritarios mataban con balas y cárcel. El objetivo de las empresas transnacionales que derrocaron a Fernando Lugo, -con el apoyo de Europa y de Estados Unidos-, es el de convertir a los países subdesarrollados en productores extractivistas, como en la minería, y agroexportadores; para lo cual deben eliminar o transformar a los campesinos que viven de su trabajo en sus tierras, para convertirlos en meros peones o mineros, a la par de acallar cualquier tipo de protesta que les defienda.

    Latifundismo en Paraguay.

     En Paraguay existe una agrupación compuesta por terratenientes, especuladores y rentistas de la tierra llamada Unión de Gremios de Producción (UGP), los cuales fueron comprados con regalías equivalentes a 30 millones de dólares, en 2011, por parte de la empresa Monsanto -dedicada a especular con semillas transgénicas-, para que le permitieran introducir soya genéticamente manipulada y que se reprodujera en el campo uruguayo. Aparte, la UGP se encarga de la facturación de las semillas que produce Monsanto, transacción que le deja a la UGP una cantidad similar anual, a la mencionada anteriormente. Cuando Fernando Lugo trató, -con la constitución en la mano-, de evitar que se siguiera comercializando con semillas transgénicas y apoyar a los grupos de campesinos desposeídos, la UGP fue la principal agrupación que presionó para su destitución por medio de golpes del periódico ABC Color, el cual está dirigido por Aldo Zuccolillo, empresario ligado por los mismos intereses económicos a Héctor Cristaldo, líder de la UGP. Zucolillo se reunió en enero con Horacio Cartes, agroempresario, -también beneficiado por Monsanto-, y líder del Partido Colorado, el antiguo partido de derecha y añejo represor al servicio de Estados Unidos. La reunión entre Zucolillo y Cartes fue para planear el derrocamiento de Lugo, que ocurrió 6 meses después de este encuentro.

    El imperialismo capitalista de Monsanto.

    Monsanto, -menciona Gustavo Duch Guillot, coordinador de la revista Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y culturas-, es una de las pocas empresas que se reparten la producción, distribución y ganancias que representan las semillas a nivel mundial, acaparando las mejores tierras fértiles y provocando el enfrentamiento entre campesinos originalmente poseedores de tierras, y terratenientes y latifundistas regionales que se alían a la empresa Monsanto. El acaparamiento se da desde África, España, Honduras, Colombia, Senegal, Egipto y, como ya vimos, en Paraguay. Pero la tierra, sin agua, no sirve de nada. Por lo tanto, las empresas como Monsanto se hacen de las tierras que están en cuencas de ríos y presas o que tiene fácil acceso al agua, dejando, literalmente, en la hambruna a millones de campesinos que no les queda de otra más que vender sus tierras y hacerse peones o mineros, y que -en poco tiempo-, tendrán que emigrar y ser víctimas del crimen organizado, porque Monsanto hace una producción intensiva en las tierras por él adquiridas lo cual hace que la tierra se degenere en pocos años, sin la capacidad de recuperarse.

    Apoyo Norteamericano a Monsanto.

    En el mismo tenor, Carlos Fazio denunció, en el periódico La Jornada, la protección militar que brinda Estados Unidos a estas empresas transnacionales. El Comando Sur del Pentágono y del Departamento de Estado, pertenecientes a la Agencia de Desarrollo Internacional de Estados Unidos (Usaid, por sus siglas en inglés), desplegaron toda una estrategia militar para controlar las actividades agroexportadoras y reprimir a todo aquel que se oponga a sus prácticas. La Usaid controla en Paraguay la fiscalía, el Poder Judicial y la Policía Nacional, razones por lo cual logró desplegar tropas en el oriente de ese país.

    Monsanto, EU y México

    La Usaid, -por medio de la Fundación Nacional para la Democracia (NED), la Freedom House y el Instituto Democrático Nacional-, está canalizando millones de dólares para acciones subversivas en países amigos, países entre los que se encuentra México, con el aval sonriente de Vicente Fox y ahora de Felipe Calderón, y sin duda esta política continuará con Peña Nieto.

    Todo lo anterior se está dando debido a que el gobierno mexicano autorizó, en 2012, más de mil 800 hectáreas a Monsanto para que sembrara su maíz transgénico, a pesar de que se cuentan con estudios de estas semillas producen cáncer y muerte prematura. Bruno Ferrari, el todavía secretario de economía, antes de trabajar para Felipe Calderón fue funcionario de Monsanto. Para 2009, cuando Ferrari era director de ProMéxico, arregló una reunión con Calderón y el director ejecutivo de Monsanto en el foro económico de Davos. Con base en esta reunión, Calderón anunció que se permitiría la siembra de maíz transgénico en nuestro país. La nación del maíz, está lleno de semillas genéticamente manipuladas con el único fin de enriquecer a las grandes empresas transnacionales.

    Peligros latifundistas en México.

    Debido a la cercanía con el imperio norteamericano, y por los intereses que se están creando en nuestra nación por parte de las empresas como Monsanto, es muy factible que nuestra nación tenga el mismo destino que Paraguay, si no es que ocurre algo igual de grave: que nos llenemos de gente con cáncer y que nuestra riqueza sirva para engrosar las arcas ya repletas de los capitalistas internacionales.

    La catástrofe está a la puerta. En una nota publicada por el periódico La Jornada, firmada por Myriam Navarro, del 29 de Octubre, se da cuenta la desesperación de campesinos empobrecidos de Santiago Ixcuintla, en Nayarit, que están vendiendo sus tierras en las cuencas del río Santiago. ¿A quién creen que se las están vendiendo? Pues a Monsanto, empresa que ya adquirió 2 mil hectáreas en esa región para la siembra de maíz transgénico.

    Es necesario estar alerta y denunciar todas estas cosas. Trabajar y organizarnos para defender lo nuestro, aun que parezca que las batallas están perdidas de antemano. Pero pueblos como Cheran, San Salvador Atenco y otros, han demostrado que, con dignidad y valentía, se puede defender la tierra.

    Published by:
  • Boletín Digital

    *El partido bolchevique

    Por Pierre Broué

    *(Tomado de Pierre Broué, El partido bolchevique.)

    Cómo hacer que las masas trabajadoras se eleven a la comprensión histórica

    La teoría liberadora de Marx, como dijimos, requiere que la clase trabajadora sea consciente de los principales mecanismos mediante los cuales la clase capitalista la explota y domina, y de la idea de que sólo mediante una revolución que la lleve al poder puede lograr una sociedad justa y democrática.

    Lenin agregó que ese tipo de conciencia, socialista, sólo puede ser adquirida por las masas laboriosas si un partido se las proporciona durante una paciente y prolongada militancia. Falta por exponer cuáles son algunas de las principales técnicas y herramientas mediante las cuales el partido leninista se relaciona con los trabajadores y los jóvenes con el fin de transmitirles la conciencia revolucionaria.

     

    Las campañas políticas

    Una de las condiciones esenciales para “elevar la actividad de la masa obrera” consiste en organizar denuncias políticas omnímodas. Sólo con esas denuncias pueden infundirse conciencia política y actividad revolucionaria a las masas. De ahí que esta actividad sea una de las funciones más importantes de todos los socialistas. La conciencia de la clase obrera no puede ser una verdadera conciencia política si los obreros no están acostumbrados a hacerse eco de todos los casos de arbitrariedad y de opresión, de todos los abusos y violencias, cualesquiera que sean las clases afectadas; a hacerse eco, además, desde el punto de vista socialista, y no desde algún otro. La conciencia de las masas obreras no puede ser una verdadera conciencia de clase si los obreros no aprenden –basándose en hechos y acontecimientos políticos concretos y, además, actuales sin falta – a observar a cada una de las otras clases sociales en todas las manifestaciones de su vida intelectual, moral y política; si no aprenden a hacer un análisis materialista y una apreciación materialista de todos los aspectos de la actividad y la vida de todas las clases, sectores y grupos de la población. (…)

    Mas esa “idea clara” no se puede encontrar en ningún libro: pueden proporcionarla únicamente las escenas de la vida y las denuncias, mientras los hechos están recientes, de cuanto sucede alrededor nuestro en un momento dado; de lo que todos y cada uno hablan; de lo que revelan determinados acontecimientos, cifras, sentencias judiciales, etc., etc., etc. Estas denuncias políticas omnímodas son condición indispensable y fundamental para infundir actividad revolucionaria a las masas.” (Lenin, 1902)

    El periódico socialista, herramienta fundamental

    Lenin hará del periódico, primero, y del diario legal, después, la primera preocupación de su grupo. Poco antes de la guerra de 1914, el partido de Lenin tuvo la fuerza y la audacia para editar una publicación diaria, La Pravda (La Verdad). El periódico se lanza después de una campaña de agitación en las fábricas destinada a conseguir una suscripción pública. La Pravda difunde informaciones y consignas que se dirigen a decenas de miles de obreros de vanguardia. “Los corresponsales obreros de La Pravda son, a la vez, los enlaces del partido y las antenas de que éste dispone para conocer el estado de ánimo del proletariado. Gracias a sus informaciones se produce una homogeneización de la experiencia obrera que sienta las bases indispensables de una conciencia colectiva. En un solo año publica 11 mil 114 “informes de corresponsales”, es decir, una media de 41 por número. La Pravda es, por definición, un diario obrero y, al estar en gran medida redactado por los propios trabajadores, ellos sienten que les pertenece: ellos son los que aportan la mayor parte de las contribuciones que constituyen el “fondo de hierro” creado para hacer frente a todas las multas y secuestros con que la represión puede golpear al periódico.

    El diario debe indicar, como la propia ley lo exige, una dirección y unos responsables: no puede escapar a las demandas y quejas a las que el Estado y los enemigos de clase no dejan de recurrir en el intento de acabar precisamente con su existencia legal. De un total de 270 números, 110 son objeto de demanda judicial. Las multas que les fueron impuestas suman 7 mil 800 rublos, es decir, una cantidad doble de la recogida como fondo inicial; se celebran 26 juicios contra el periódico, y sus redactores son condenados a un total de 472 meses de cárcel. ….La policía llegó al extremo de introducir en su comité de redacción a uno de sus agentes, encargado de crear, con sus artículos, excusas para sancionar a la publicación.

    El periódico debe mantenerse contra viento y marea en los estrictos límites fijados por la ley si no quiere correr el riesgo de verse silenciado definitivamente por los secuestros, condenas y múltiples sanciones económicas que pueden abatirse sobre él. Los panfletos, folletos y periódicos ilegales sirven para difundir el resto de las consignas y para dar las explicaciones necesarias pero prohibidas que, por atentar contra la seguridad del Estado, no pueden sino publicarse en medios ilegales.

    Published by:
%d personas les gusta esto: