Tag Archives: Autodefensa

BREAKING NEWS

Guerrero, México. Grupos de autodefensa demandan salida del Ejército en municipio guerrerense

ayutla

Marcha de autodefensas en Ayutla Foto Octavio Gómez
PROCESO.COM.MX
EZEQUIEL FLORES CONTRERAS
17 DE DICIEMBRE DE 2014
AYUTLA DE LOS LIBRES, Gro. (apro).- Habitantes y miembros de grupos de autodefensa antagónicos que operan en la Costa Chica y La Montaña se unieron para exigir la salida del Ejército de este municipio, con el argumento de que los militares llegaron “para reinstalar a la delincuencia”.

Los manifestantes marcharon sobre la carretera interestatal Ayutla-Cruz Grande, pero a la altura del cuartel de la policía municipal de Ayutla, decenas de soldados armados con fusiles y toletes, así como policías federales con equipo antimotín les bloquearon el paso, lo que generó tensión durante al menos cinco horas. Continue reading

Published by:
Boletín Digital ES52

EL PUEBLO ARMADO PONE EL EJEMPLO.

Editorial Pluma 24

Pluma24Ed

La aparición de las policías comunitarias y las autodefensas, en once estados del país, es uno de los más asombrosos acontecimientos de los últimos años en México. Miles de personas se han visto obligados a armarse y a organizarse contra narcos y delincuentes que los extorsionan y abusan de ellas. La enorme mayoría de estos policías y autodefensas son gente de condición humilde, campesinos, agricultores, trabajadores del campo, comerciantes medianos y pequeños.

Continue reading

Published by:
Boletín Digital ES42

La comandanta Nestora

FreedomForNestora

Antes de convertirse en la Comandanta de la Policía Comunitaria de Olinalá, la vida de Nestora Salgado García bien puede leerse como una variación del drama de las mujeres proletarias de las zonas indígenas. Casada a los trece años, tiene su primer hijo a la misma edad con un hombre alcohólico que la golpea, a ella y a sus tres hijas. Un día, harta, decide irse al norte con sus hijas, donde trabaja todos los días de ocho a dos de la mañana, limpiando casas, cocinando, de mesera.

Casada por segunda vez en Estados Unidos, decide volver a México. Desde 2012, empieza a formar parte de la guardia comunitaria que se organiza en Olinalá para repeler a los narcotraficantes, dedicados además a secuestrar pequeños comerciantes y asaltar taxistas.

Nestora rápidamente se convierte en la lideresa de la Policía Ciudadana, y los otros miembros, la mayoría hombres, se empiezan a referir a ella como «La Comandanta». La fuerza simbólica de Nestora, en tanto que mujer, en tanto que migrante proletaria repatriada, en tanto que originaria de una comunidad de orígenes negros y esclavos; en tanto que jefa militar de un agrupamiento que por su propia existencia pone en duda la necesidad del Estado burgués, era algo demasiado peligroso para la clase capitalista. El secretario de Seguridad de Guerreo justificó su detenimiento por su «peligrosidad», acusada de secuestro y retenida en el CERESO de Tepic, a más de mil kilómetros de su tierra.

Su arresto expresa el terror del gobierno ante el desarrollo del poder popular encarnado en las policías comunitarias. Las relaciones del gobierno con el crimen organizado y su incapacidad de resolver los problemas de inseguridad han radicalizado a estas policías. Nestora fue detenida a raíz de que la Policía Comunitaria que ella dirige arrestara al síndico del pueblo, acusado de robar ganado.

Todos los niveles del gobierno, desde el gobernador perredista hasta la fiscalía y las Fuerzas Armadas estuvieron involucradas en su arresto.

Nestora declaró que «ya sé que mi vida no vale nada», pero agregó que iba a continuar en el movimiento porque «es mejor morir de un tiro a que me vengan a dejar en cachitos». Nestora tiene razón: Al Estado no le interesa nada su vida, se ha convertido en una molestia y estarán felices de encerrarla de por vida. Pero hay que mostrarle que, para todos aquellos que están luchando, para las mujeres, los migrantes, los indígenas, los estudiantes y los trabajadores, su vida sí vale y vale mucho porque es uno de los ejemplos de lucha más auténticos que ha dado nuestro país en mucho tiempo.

Artículo publicado en la revista Pluma 23

Published by:
%d personas les gusta esto: